miércoles, 30 de enero de 2013

DESAFIO TOTAL VS DESAFIO TOTAL

El plantearse el remake de una película de cierta reputación tiene más de un inconveniente, casi siempre difíciles de evitar y en general abocados al desastre. Una nueva versión puede no gustar por dos razones contradictorias pero perfectamente compatibles. Que la película sea una copia de su precedente y, por lo tanto, sea innecesaria, o que sea demasiado diferente y no guste a los incondicionales del original. Con la nueva versión de "Desafío total" sucede ésto último. Debo reconocer que no me animaba en absoluto contemplar esta nueva incursión de la novela de Philip K. Dick  "We Can Remember It for You Wholesale" que traducida viene a ser "Podemos soñarlo todo para usted", entre otras cosas porque Colin Farrell me transmite menos que un caracol reumático, soportándolo sólo en la muy interesante "Escondidos en Brujas". Pero claro, si intervienen Jessica Biel y, sobre todo, Kate Beckinsale la cosa cambia, sobre todo la última que para mi, y esto es una opinión muy subjetiva, no hace falta ni que interprete, me es suficiente con su presencia. 

El film de 1990 dirigido por Paul Verhoeven pretendía acercarse al universo de Philip K. Dick alejándose del modelo impuesto por Ridley Scott en "Blade Runner". Por supuesto no se parece ni en pretensiones ni en ambientación y probablemente tampoco en intenciones académicas, pero es que, deliberadamente, el director holandés tampoco se lo proponía cuando aceptó el reto de llevar a la gran pantalla "Desafío total". Su estilo es muy distinto, siendo una composición entre lo irónico y lo mordaz, acercándose más al cine de entretenimiento pero con una óptica de interpretaciones políticas nada desdeñables. Lo ha demostrado en films como "Robocop" o "Starchip troopers", en donde se nos presentaban futuros no demasiados halagüeños con influencias filofasistas, militaristas y con un estilo entre lo peculiar y lo personal. Algunos lo consideraron en su día como un propagador de tales ideas, pero eso es tanto como manifestar que Ford era racista porque su personaje principal de "Centauros del desierto" lo era, aunque bien es cierto que Verhoeven ha contribuido ciertamente a tales afirmaciones cuando sostenía que, "¿Hay algún problema con ser fascista?  Todos tenemos un lado oscuro, fascinante por otra parte, que tratamos de no mostrar, pero que a veces sale a la luz. Todos somos un poco fascistas, malvados y violentos. El mostrar eso no quiere decir que quien lo enseñe también lo sea". Toda esa ambigüedad es trasladada a la gran pantalla, sea por medio de un policía robotizado, un gobernador que somete a los mutantes o el estamento militar que emerge como único salvador ante la amenaza de insectos del planeta Klendathu.

Pero, por encima de todo, la película protagonizada por Arnold Schwarzenegger es un divertimento, una mezcla equilibrada de acción, ciencia-ficción e ironía. Todo ello barnizado con el trasfondo de la personalidad, de quienes somos en realidad y si nuestras vidas son una mentira hecha a la medida de un destino ciertamente caprichoso. En este caso, el personaje principal, una versión musculada del Segismundo de Calderón, intenta averiguar su identidad, sus motivaciones y, sobre todo, intenta saber cual es su concepto político, toda una declaración de principios de quién busca el bando correcto al que sumarse. Todo hubiera sido muy distinto si el proyecto hubiera recaído en quienes tuvieron todas las papeletas para hacerse con la dirección y el papel principal, que no eran otros que  David Cronenberg y  Richard Dreyfuss. Se habría obtenido, desde luego, una visión muy distinta, probablemente más profunda y obsesiva, incluso puede que más cercana al universo de "Blade Runner". El film tuvo que tomar claramente un rumbo muy distinto con la incorporación de Scharzenneger y adaptarse a su personalidad, no como un actor del método, sino como un conductor de la acción sin tregua. A pesar de las críticas que en su día pudo soportar el actor, quien nunca se ha creído ni por asomo que fuera un talento interpretativo, pero si un hombre con visión y, en el caso que nos ocupa, el auténtico motor que impulsó "Desafío total", con fuentes de financiación que pudieran llevar a buen puerto la película, que además del proyecto ya fallido de Cronenberg, también se sumó el del director australiano Bruce Beresford que invirtió 6 millones de dólares en decorados que no llegaron a ninguna parte.
En cuanto a esta nueva versión del 2012 dirigida por Len Wiseman, hay que decir que intenta huir de su precedente con algo parecido a la honestidad en sus intenciones. Que lo logre es algo muy distinto. Cuestionable puede ser, sin duda, el coste de ese distanciamiento. La ambientación es una mezcla entre "I, Robot", "Minority report" y "Blade Runner" y tal batiburrillo no tiene porque ser algo negativo, se ha hecho en muchas ocasiones con otros films a los que se les tilda generosamente de homenajes. El problema no es ese, sino algo mucho más determinante. La película de Wiseman es un film discreto, con buenos efectos especiales, con algunas buenas ideas, pero no tiene demasiado fondo argumental y, desde luego, poco o nada que le rescate de un tono regular al que ya nos tienen, por desgracia, acostumbrados en muchos de los remakes que inundan la pantalla. Las motivaciones que sirven como macguffin para el desarrollo de la acción tienen que ver con una idea nada desdeñable. Ciudades construídas unas encima de otras, en las que los niveles más bajos son los más deprimentes, lo que llevan a la agitación social y lógicamente a la rebelión. Lamentablemente toda esa ambientación, que pudiera servir como motivación, no tiene un buen desarrollo argumental, sino más bien un intrascendente sucesión de efectos visuales. 
Todo ese planteamiento inocuo tiene, no obstante, un alto precio. Se ha prescindido de todo lo que tenga referencia a Marte y sus mutantes, algo que en el film original tenía un atractivo de relevancia indiscutible. No existe ese trasfondo que le daba consistencia a la acción, personalidad a la ficción y atractivo a los personajes. En la película del 2012, los malos no tienen demasiado que ofrecer y pierden ante su referente original. El líder de la resistencia es absolutamente inocuo y el bueno de Kuato, en unos pocos minutos, le daba mayor carisma, quedando como un referente cinematográfico y eso, en una película como la que nos ocupa, tiene su peso específico. Se prescinde del personaje interpretado por Michael Ironside, cuya interpretación tenía el atractivo añadido de los celos, ya que su compañera sentimental había ejercido de mujer  del héroe de turno. En esta nueva versión, Kate Beckinsale, asume ambos papeles, el de esposa impostora y el de ejecutora despiadada. En cuanto al elenco femenino, los habrá quienes prefieran a Sharon Stone y Rachel Ticotin a la ya mencionada y a Jessica Biel, por cierto nominada a la peor actriz a los Premios Razzie, pero eso ya es cuestión de gustos personales.

Probablemente innecesaria nueva adaptación, horrible quizás no tanto, insípida sin duda alguna, sobre todo en el tratamiento de los personajes, mucho más desdibujados de lo que suele acometer Wiseman en la saga "Underworld", en donde sale mucho más airoso. Su pecado no es prescindir de lo que nos gustaba de la versión de 90, tampoco que se haya dejado influenciar por algunas otras propuestas del cine de ciencia-ficción, sino el de ofrecernos un plato con todos los ingredientes, pero realmente insípido, mal sazonado y lógicamente soso. Sin embargo, hay que verla por una sola razón, ¿he dicho ya que sale Kate Beckinsale?. Pues eso.



44 comentarios:

  1. Entiendo tus razones...las dos, jajaja, pero no es suficiente para mí. Me niego a ver un remake tempranero de algo que ya me gustaba como estaba.

    1besico!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo entiendo perfectamente, además usted lo tiene más difícil con Farrell, salvo que el muchacho le resulte extrañamente atractivo.

      Eliminar
  2. "versión musculada del Segismundo de Calderón" jajajajjaja

    Vi primero la de Colin Farrell y semanas después la de Schwarzenegger y confieso que me gustó más la de 2012.

    Comprendo que en su día la de Schwarzenegger fuera una pasada y que los que la vieran entonces la tengan como un clásico del género, pero a mí no me terminó de gustar, lo encontré todo muy... exagerado, por decirlo de alguna manera.

    La de Colin Farrell parece como más seria, pero desde luego no tiene nada de especial, carece de encanto y al ser un remake pues se junta el hambre con las ganas de comer. "Minority Report", "Yo Robot", "Los sustitutos" y hasta "In time" molan más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es deliberadamente exagerada, de ahí el encanto de la misma, en el fondo esa es su virtud.

      Eliminar
  3. Hoy en dfía un remake de una película de los noventa es doblemente innecesario. Un remake tenía sentido cuando querían filmar una película en blanco y negro en Technicolor o cuando querían convertirla en musical. Pero hoy en día, no le veo mayor sentido. Saludos Cahiers.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Probablemente sea demasiado pronto para algunos remakes, aunque siguen llegando sin parar. El próximo "Robocop".

      Eliminar
  4. "una versión musculada del Segismundo de Calderón" Pero bueeeeeeeeno..
    Y ahora veo que la Doctora se ha fijado en lo mismo.
    Ahí has estado.
    Solo he visto la de Verhoeven...Y cada día que pienso en ella, y tras algún visionado posterior después de que la viera en el cine, la valoro menos...
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me sucedió lo contrario, no me gustó en el momento de su estreno y si me pareció mejor en posteriores visionados, aunque le confieso que hace tiempo que no le hago una revisión.

      Eliminar
  5. La nueva versión me ha parecido aburrida, algo intrascendente que se ve un día y se olvida al día siguiente. La de Schwarzenegger es una buena película pese a que su puesta en escena ha envejecido mucho para ser de 1990. En lo que gana la de 2012 es el tándem Beckinsale-Biel sobre el tándem Stone-Ticotin.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque sea una película de los 90, es claramente ochentera y por eso tiene esa puesta en escena que hoy nos parece envejecida. Totalmente de acuerdo con la comparación del elenco femenino, sobre todo por Beckinsale, a la que el paso de los años, desde aquella "La tabla de Flandes", le sienta cada vez mejor.

      Eliminar
  6. Pues no pensaba ver el remake pero tus razones me han convencido, aunque siempre me ha atraído en demasía Sharon Stone no desmerece nada Kate. Le daremos una chance.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No pierde nada, al menos no aburre y eso es algo.

      Eliminar
  7. Jajaja, lo que hacen un par de chicas bonitas eh, así es como vende el cine...
    Me hiciste reír con lo de caracol reumático, a mí tampoco me gusta como actor.
    No he visto la última versión, sí la otra, que mola bastante.
    A ver si la miro y te digo qué me pareció. El libro de Dick lo tengo pendiente, es un autor que me gusta muchísimo, sobre todo do androids dream of electric sheep? (de los mejores libros de ciencia ficción que leí).
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, jejeje, no lo puedo evitar y me dejo arrastrar por ese par de chicas. Desde luego el amigo Dick es toda una fuente de inspiración, aunque no ha llegado a disfrutarlo, teniendo en cuenta que murió antes del estreno de "Blade Runner", de la que por cierto no estaba muy contento con el desarrollo de la misma.

      Eliminar
  8. Hace siglos que no veo veo la original, psro en su día me gustó muchísimo, y presiento que hoy me seguría interesando...la moderna, pese a las beldades que nombra, no atrae nada de nada...y por supuesto que la trama es claramente calderoniana (quien puede negarlo?)...Le ha salido un muy buen post Sr. Cahiers...y por cierto acabo de oír en la radio que vuelve el mítico Lucas Alcaraz...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me ocurre lo mismo y eso se soluciona con una nueva revisión del film del amigo Arnold. Respecto al Granada, hoy ha sido un día de noticias continuas, esperando que sean para bien, de lo contrario me tendré que ir al cine en la última jornada, una vez más.

      Eliminar
  9. Hola Pepe,

    La versión anterior con "Chuachi" es la mejor, al menos para mi.

    No obstante hago una curiosa reflexión.
    Hay dos chicos jovenes de mi trabajo, uno ni sabia que la nueva desafio total era un remake, y el otro aunque lo sabia y habia visto la antigua, comentaba sin ninguna clase de reparo que los efectos especiales eran nefastos.

    A ambos, sin embargo, les encantaba esta nueva adaptación.

    Supongo que dependerá de la época y del momento que nos ha tocado vivir. Pero si algo me gusta de los remakes, es que acerquen grandes clásicos a la juventud de hoy en día. Eso si tiene mérito.

    Kattie, tremenda, ¡¡ pero no entiendo la mania que tiene la gente contra la pobre señorita Biel ? Una lastima.

    Excelente comparación maestro Cahiers, aunque este en desacuerdo en algunos puntos. ;->

    Un abrazo muy grande Sr. Cahiers.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me pasó igual con un conocido cuando, comparando "Braveheart" y "Espartaco", me argumentaba que ésta última era demasiado vieja. Ver para creer. Kattie siempre está tremenda, sobre todo de vampira enfundada en cuero negro.

      Eliminar
  10. a mi tampoco me gustó el remake de Total Recall, me pareció aburrido, aunque sí he disfrutado el remake de Dredd. Quizá porque esta última no tiene tantas pretensiones, se limita a recoger un episodio de su vida cotidiana como juez, sin más, y creo que también ha sabido mostrar bastante bien lo que sería la ciudad de Dredd, que en original tampoco quedaba tan claro

    besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues, justamente la de Dredd es una de las que pienso echarle un ojo en breve. Ya le contaré.

      Eliminar
  11. A mi me encanta Jessica Biel y no sólo fisicamente, y lo digo en serio. Una injusticia que no se le preste la atención que se merece (y no se le ofrezcan papeles más arriesgados). ¡Una gran actriz! Échele un ojo a "Powder Blue" si puede o ya puestos a la reciente "El hombre de las sombras", si no me cree.
    Referente a "Total Recall"... Miré, no le diré que me pareció horrible, pero al final, entre tanto salto y tanta explosión, terminé durmiéndome. Quizás lo que más me gustó fue el rollito "pelea de gatas" entre mi Biel y su Beckinsale. (No hará falta decir que al final gana la mía).
    Un besote, consuegro!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Powder Blue" me parece a priori un dramón y no me atrae demasiado. Si "El hombre de las sombras" que le daré una oportunidad sin dilación. Mi chica pierde porque es la mala, pero mola mucho más, no me diga usted que no querido consuegro.

      Eliminar
    2. No mola nada, querido Pepe. Es una mal follada, con perdón.
      Y en "Underwold" que hacía de vampira, no chupaba ni las piruletas.
      Abajo la Beckinsale, Pepe! A la hoguera, por frígida!

      Eliminar
    3. ¡Ostras lo que ha dicho! ¡Pronto recibirá noticias de mis padrinos!
      ¿Mal follada?. Pues será por que quiere...

      Eliminar
  12. Respuestas
    1. ¿Pagando a quién, amigo Piedra?. Comentario enigmático el suyo o es que hoy no estoy muy perspicaz.

      Eliminar
  13. Cahiers, entre usted y Beckinsale me han convencido. Aunque este remake no me atraía mucho voy a darle una oportunidad. ¿Aparece también la mutante con tres tetas? Eso es esencial. Saludos. Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco se vaya a pensar que es nada del otro mundo. La mutante de tres tetas aparece, supongo que como guiño a la versión del 90, porque mutantes no hay.

      Eliminar
  14. Verhoeven es uno de mis tres directores favoritos, y "Desafio Total" una de sus películas que más me gustan. Eso unido a los comentarios que hicieron los que auspiciaron el remake, minusvalorando el original, me mantuvo a distancia... Verhoeven es un tio complejo, capaz de imprimir personalidad a cualquier cosa, y eso es lo que hace volar sus películas. Se que esto va a estar ausente en el remake, pero bueno...
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No cabe duda que tiene un estilo muy peculiar y nunca se sabe si lo suyo es crítica o apología, en esa ambigüedad se mueve como pez en el agua.

      Eliminar
  15. Voy a ser prejuicioso porque he picado demasiadas veces en este tipo de remakes y ninguno ha estado a la altura, y porque películas simplemente entretenidas tengo unas cuantas en la lista, así que no pienso acercarme a este remake que también considero innecesario.

    Personalmente hubiera preferido una aproximación más enfocada al universo paranoico de Philip K. Dick, respetando el título del relato. Por lo que cuenta, no sólo se han alejado de la película original sino que han obviado completamente el relato de K. Dick, lo cual es rizar el rizo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de las adaptaciones fieles a una determinada obra literaria tiene su miga. "Blade Runner", con todo su prestigio, no le faltan pocos elementos divergentes al material original de K.Dick.

      Eliminar
  16. Pues no es mal motivo ese último. En mi caso, me acabas de recordar que existe, hace tiempo que oí hablar de su estreno. Aunque la vea, no creo que logre borrar de mi retina aquellos rotundos fotogramas de Verhoeven, un cineasta que se hacía recordar: impactante.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es el elemento determinante de una película, lo que queda de ella y seguramente, con el paso del tiempo, recordaremos más de la primera que de la segunda.

      Eliminar
  17. Amigo, Cahiers. Uff, los remakes son como las escopetas de feria. Ya se sabe lo que pasa con ellos… Evidentemente, soy muy de la Stone y el añejo Verhoeven. Aunque, esa criatura de KB tiene barra libre por mis lares. Esperaremos a su pase por la TDT... Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya le digo que es por esa razón por la que me he animado al visionado, de lo contrario probablemente ni me hubiera acercado. Mejor esperar a la TDT.

      Eliminar
  18. Pues la peli me llama la atención poco o nada y en mi caso para ver a Kate, como que no... Colin tampoco me dice mucho, ni cuando se pasó por Brujas, fíjate ;)

    Nada, que no creo que la vea a menos que se me cruce una tarde tonta en el sofá...

    Un saludo



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que, por lo menos, en "Escondidos en Brujas" se molesta en interpretar y uno olvida su ramplonería durante algunos minutos.

      Eliminar
  19. A mi la verdad es que la película me llego a parecer aburrida y sin duda infinitamente inferior a la original. La mezcla de estetica que hace pasa de ser guiñós u homenajes y da la sensación de que no se decidieron porque película querian imitar. Sin duda la única razón para ver la película es su querida Kate Beckinsale que hace una actuación bastante decente y sale guapisima y sexy. La unica sorpresa positiva de la película fue Bryan Cranston a quien despues de hacer de padre de Malcom nunca me hubiera imaginado de malo y lo hace bastante bien.

    Debe ser muy grave la crisis de creatividad que hay en Hollywood para que sigan insistiendo con los remakes cuando siempre son peores que el original.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto que al final la película se pierde en homenajes sin saber dónde ubicarse exactamente. No se quiere parecer a nadie y termina pareciéndose a todo. Bryan Cranston se prodiga últimamente por la gran pantalla, es un actor que puede dar mucho juego.

      Eliminar
  20. Mira si soy desastre que ni siquiera recuerdo si he visto Desafío Total, probablemente sí, pero todas estas películas termino mezclándolas en mi mala memoria y pareciéndome la misma.

    Si que recuerdo evidentemente Blade Runner, me impactó en su momento y me parece una obra maestra del género, opinión nada original por otra parte, pero a mí aquella oscuridad y aquella lluvia y humedad constantes, el ambiente opresivo se me quedaron grabados.

    Seré politicamente incorrecta, pero me ha encantado la frase de Verhoeven "Todos tenemos un lado oscuro, fascinante por otra parte, que tratamos de no mostrar, pero que a veces sale a la luz. Todos somos un poco fascistas, malvados y violentos" Me parece totalmente cierta.

    Besos Pepe

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Blade Runner" es la referencia en cuanto adaptaciones de la literatura de ciencia-ficción, algo así como lo fue en su día "2001, una odisea del espacio", con muchas pretensiones y con tendencia a ser una obra de relevancia. "Desafío total" sería algo menos prentencioso, más comercial y en cierto modo menos artificial y, desde luego, menos aburrido.

      Eliminar
    2. Ayer vi la nueva "Dredd" y supera con mucho a la versión del amigo Stallone, mucho mas divertida, te la recomiendo.
      No creo que me ocurra lo mismo con "Total Recall", aun no visto el remake y tengo ganas de hincarle el diente. Si sale Beckinsale es un aliciente añadido... truhan. Pero donde esté mi Sharon jajajaja

      Eliminar
    3. Justamente tengo pendiente de ver "Dredd", en cuanto tenga un hueco entre Bob Esponja y Doráimon. Sharon era mucha Sharon en aquellos tiempos, pero hay que dar paso a las nuevas generaciones, jejeje.

      Eliminar