viernes, 18 de enero de 2013

UN SPIDERMAN MUY MALO, PERO MALO DE VERDAD


Mucho antes de que San Raimi nos ofreciera su visión de Spiderman, los turcos se adelantaron en 1973 realizando una adaptación a la gran pantalla con su peculiar estilo chapucero y surrealista. Con el título de "Tres hombres poderosos" se atrevieron a juntar en una misma película al Capitán América, la estrella de lucha mexicana "El santo" y al Hombre Araña. Tan singular trío protagonista desarrollan su acción en un argumento delirante, en el que la novedad más bochornosa es la de presentarnos a Spiderman como un navajero psicópata más malo que la quina. En Estambul, la Banda de la araña, capitaneada por un malvado Trepamuros, que aquí, trepar lo que se dice trepar no trepa, se dedica a la falsificación de dólares, pero comete el error de secuestrar a la novia del Capitán América, que con ayuda de "El santo" se enfrentará a tan temible criminal. 

Spiderman es un villano cuyas pobladas cejas asoman por la máscara de forma prominente. Además, su indumentaria cambia las tonalidades, pasando a combinar el verde y el rojo, amén de ocultar una incipiente barriguita cervecera. Ni arroja telarañas, ni se sube por las paredes, se desplaza en coche como cualquier hijo de vecina,  pero maneja con especial saña una navaja y tiene el sorprendente poder de, cada vez que es vencido, replicarse a sí mismo en otro lugar, con carcajada de malvado incluida. Acecha en las duchas y, como un Norman Bates de ínfima categoría,  estrangula a sus víctimas o las apuñala sin piedad. Una combinación entre "Frenesí" y "Psicosis" de Alfred Hitchcock, atreviéndose su director a emular el plano del desagüe y la sangre en la bañera. En una escena, y para demostrar lo malo malísimo que es,  nuestro siniestro Hombre Araña, con la ayuda de sus esbirros, entierra a una mujer en la arena de la playa y con la hélice de una barca le destroza la cara. Después apuñala a un señor con abrigo negro y sombrero, gritando en español "¡Adiós mafia!", aspecto bastante peculiar en una película en la que sólo se habla turco. Les dejo un vídeo con las mejores escenas de semejante despropósito, que a fuerza de ser pésimo consigue ser moderadamente divertido. Si alguien dispone de quince minutos para perder el tiempo...



44 comentarios:

  1. Estos turcos son la leche, no tienen ningún reparo en copiar lo que se les eche encima, jejejeje. Solo hay que ver su versión de Star Wars, ET el extraterrestre o Matrix, por citar algunos.El traje de Spiderman deberia convertirse en un clásico de los carnavales.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, esta gente no se corta y son capaces de adaptar cualquier cosa a su particular estilo cutre-jocoso.

      Eliminar
  2. Ni turcos ni turcomanos ni americanos, no puedo evitarlo, esos héroes musculines (más o menos), mesias con efectos especiales, pues que me dan risas por no decir que me aburren al segundo truco, huelen a leotardos caducos o a murciélagos gótico-patético por no mentar lo que esconden esos cuentos animados. Besooooo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha dejado usted planchado. En cuatro renglones me ha tirado por los suelos uno de mis géneros favoritos, jajajaja.

      Eliminar
    2. No era mi intención, opinaba nada más, lo lamento, cuente con todos mis respetos a sus aficiones, que cada cual, pues, pascual.

      Eliminar
    3. Gustos hay como colores y esto es como las lentejas, el que quiera las coma y el que no las deja. Es un género que puede se difícil de digerir si no te has curtido de pequeño entre leotardos y antifaces impresos en papel de cómics. Pero, desde luego, no lo lamente, aquí se admite toda clase de opiniones y si hay polémica mucho mejor, le da mucho juego a esto de los comentarios. Un saludo Natàlia.

      Eliminar
  3. Con todos mis respetos: ¡Así están los turcos!...estas chorradas sirven para reírse y compadecerse al mismo tiempo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, jeje, menuda idiosincrasia, de lo más peculiar.

      Eliminar
  4. Jajaja, he entregado 15 minutos de mi vida a la Causa. Jajaja. No me arrepiento. El cartel es como de circo, no?. Sólo puedo añadir: Holy Shit, o sea, Hostia puta...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y además, el director no se corta un pelo y hasta se atreve con Hitchock. Chapucero si, pero con ambiciones artísticas.

      Eliminar
  5. Jajajaj!!!! NO digo más, no tengo qué más decir...
    Buen fin de semana, un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, es de esas películas que te dejan sin palabra. Buen fin de semana Eva.

      Eliminar
  6. Vaya morbazo la escena de la playa. Soy un enfermo. De aquí podía sacar algo Tarantino seguro.
    Un saludo, PEPE.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de la playa es muy fuerte, para dejar claro, desde el principio, de que pie cojea este Spiderman tan particular.

      Eliminar
  7. Madre mía qué Spiderman!!! Verde!!!! buf! Y el Santo? ¡Yo solo conocía a Roger Moore! jejeje Da miedo la peli, sí...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pobre Peter Parker, nunca había caído tan bajo en cuanto a indumentaria.

      Eliminar
  8. jajaja ¿será posible que el vídeo me dio hasta ternura, de puro inocente? me pregunto si estas películas demenciales las harán al estilo Ed Wood, con medios mínimos y enorme entusiasmo

    besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto que tiene cierta ingenuidad, por no llamarlo de otra manera, ya que hay que tener mucho valor para filmar algo así.

      Eliminar
  9. Qué sorpresa! Por fin se ha decidido a poner buen cine en su blog, querido consuegro! Jajajaja!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al final he visto la luz y me ido directamente al cine en estado puro. ¡Anda que no tiene usted guasa!.

      Eliminar
  10. Madre del amor hermoso! La ilusión de mi vida, una película con varios personajes de cómic juntitos, con lo que a mí me gustan. Mejor todavía que tu propuesta de los Mercenarios 2. Contenta me tienes!

    El vídeo no me lo pierdo, pero 15 m. no tengo ahora mismo, así que entro en otro momento, ya te diré algo, sospecho que voy a quedar perpleja.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, jajaja, he estado a punto de dedicarle la entrada para que se enganche al género. No se lo pierda, merece la pena matar un ratillo con semejante despropósito.

      Eliminar
  11. Hola Sr. Cahiers. No puede ser, estos turcos son la leche. Pero este spiderman me recuerda mucho "comepecados", uno de los tantísimos enemigos de spidey con esa capucha roja y por esa manera sádica que comenta de matar gente.
    Realmente curiosa la cinta, la serie Z se queda corta.
    Un abrazo Pepe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No será que estos turcos se han equivocado de personaje?. En efecto, la serie Z se les queda muy, muy corta.

      Eliminar
  12. Que barbaridad Sr. Cahiers! Pero tras un primer vistazo, recuerdo que con 7-8 años yo alucinaba en aquella tardes de sesión continua en el mitico Coliseo Viñas, con producciones como "Tres superhombres en el oeste" y "Tres superhombres en Tokio"...producciones hispano-italianas...que a ver si rescato por algún sitio...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquellas películas conseguían engañar a los niños de la época, supongo por la ingenuidad propia de la edad. Ahora dudo mucho que se consiguiera, pero mucho me temo que aquellas producciones hispano-italianas son bastante más coherentes que este desatino absoluto.

      Eliminar
  13. Lo más surrealista es que un héroe mexicano fuese colega del Capitán América.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, al fin y al cabo, son vecinos de frontera de los que se piden la sal y colaboran contra el Spiderman verde y cejudo.

      Eliminar
  14. Qué bueno. Por Youtube circulan algunas escenas descacharrantes de superhéroes del cine turco. Por aquí tuvimos el "Supersonic Man" de Piquer Simon y ahora he recordado una saga italiana -¿alguien la recuerda?- bastante cutre: "Los tres Supermen" con Tony Kendall, un habitual de los westerns rodados en Almeria. Saludos. Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los italianos eran unos expertos en darnos gato por libre y nos colaron secuelas de Alien o Tiburón sin pudor alguno, y no eran pocos los que picaban.

      Eliminar
  15. Pues la verdad es que salvo por los efectos especiales, le da cien vueltas a la moderna. :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En una cosa si es verdad que le da cien vueltas y es en el morro que le echan.

      Eliminar
  16. ¡Vaya joya! La escena del tubo con los roedores no está mal, no: inquietante.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues fíjese que esa escena me suena de otra película con una tortura similar, podría ser "1984", pero no estoy muy seguro.

      Eliminar
  17. Me parece una entrada muy interesante al igual que tu blog,que tiene muy buen contenido.Felicidades por tu trabajo.
    http://kanito78.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias y sea bienvenido a La Guarida. Saludos.

      Eliminar
  18. Impresionante, Cahiers. Ya por la foto prometía la cosa, pero ha conseguido superar mis expectativas. Y no han sido quince minutos perdidos en mi caso, merece también la pena echarle un vistazo a estas "cosas", aunque sólo sea una vez...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, y además bebe de los clásicos como "Psicosis", para que luego digan de las pelis de serie Z...

      Eliminar
  19. ¡Jo, macho! ¡Que 15 minutos! Muy divertido este espiderman bizarro, saludos Mr. Cahiers.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De lo espantosamente mala que es la película resulta hasta buena.

      Eliminar
  20. Pero de donde coño has sacado esto...... Jajajajajajajaja. Es lo más freak que he visto en mucho tiempo. Memorable. Qué panzada a reir, oiga usted. Spiderman es bueno, pero lo de El Santo es para enmarcar (esa meada furtiva me ha llegado al alma). Un hallazgo, Pepe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Investigando encuentra uno cosas auténticamente inverosímiles. La pelea de El Santo y los karatekas no tiene desperdicio, ya que estos últimos andan muy cortitos en cuanto a conocimiento de artes marciales.

      Eliminar
  21. Madre mía qué video... He visto la mitad pero vamos, qué pasada. No acabo de entender lo del capitán américa y personalmente me duele que pongan a "mi" Spiderman del malo maloso, pero me he echado unas risas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es tener un rostro como el cemento. Tomar un icono como Spiderman y transformarlos por arte de magia en un navajero cejudo, es para temblar.

      Eliminar